Con pocos meses en el mercado, el Volkswagen Nivus ya cuenta con varios logros: ganar el premio al mejor SUV regional (ver nota) y estar entre los de mayor venta en el país (ver aquí). Cuando se lanzó la preventa, las unidades disponibles se agotaron en minutos. Desde la automotriz admitieron que nunca les había pasado una cosa igual. De aquí en más la prueba de uno de los lanzamientos del 2020.

Tal como sucedió en su momento con la Ford Ecosport, el Nivus parece ser el referente de un segmento que se las trae: el de los B SUV con estética de ¿coupé? Es que para Volkswagen se trata de un SUV, pero para otros tiene silueta fastback (ver nota) o liftback, aunque la mayoría lo considera simplemente un crossover. Es decir, que mezcla un poco de cada uno.

La marca alemana busca, hoy por hoy, tener una oferta de modelos para cada categoría. Así, los B SUV de VW se establecen como propuesta ante un público familiar, principalmente, con T-Cross. Por el lado de Nivus, propone su alta tecnología y mucha seguridad, que le permiten ser atractivo para un público “más joven y dinámico”.

Exterior

Sin dudas, su diseño es lo que más llama la atención y es tal vez su principal argumento de venta junto con el motor, del que ya hablaremos. Es tan atractivo que al lado del T-Cross (modelo del que comparte la plataforma MQB A0) el Nivus parece su hijo canchero. 

Visto de frente comparte el mismo lenguaje de diseño que su familia y hasta podría costar distinguirlo si lo vemos acercarse por el espejo retrovisor. Con él, debutó en el país el nuevo logo minimalista de Volkswagen. Pero el verdadero cambio aparece cuando lo miramos de costado. Es mucho más lanzado y en cuña que el T-Cross y su techo cae abruptamente desde el pilar B hacia la cola.

Prueba: Volkswagen Nivus 200 TSI Highline Hero

Es 7 centímetros más largo (4,266 contra 4,199), pero casi sin diferencias en altura y ancho con respecto al T-Cross. Sin embargo parece más bajo y gordo que su hermano. Ayuda a terminar de dar forma al estilo deportivo el alerón o spoiler trasero y la marcada inclinación de la luneta. Su semejanza con el Audi Q3 Sportback es notoria. ¿Se habrán inspirado en él?

Las luces frontales tienen tecnología Full LED, con excelente funcionamiento. Las llantas de la versión Highline son de 17 pulgadas, que en esta variante Hero además están oscurecidas junto con espejos y techo.

Interior

Ya una vez dentro, se percibe una plancha sobria, pero moderna, similar al Polo/T-Cross con el agregado del VW Play, que se combina con el tablero digital “Active info display”. Es decir, crea dos grandes islas digitales con sus dos pantallas enlazadas de 10” cada una, y que ofrecen conectividad y entretenimiento. El sonido es muy bueno y suma que ya ofrezca Apple Carplay sin cable, aunque sí lo requiere para Android Auto.

Volante multifunción de buen grip con levas detrás, tablero con múltiples combinaciones de información y comandos al alcance de la mano, entre lo principal. Tiene a su vez arranque por botón, pero climatizador de una sola vía. Podría reclamarse un cargador inductivo que otros modelos de la marca ya ofrecen. Lo que queda en deuda es la calidad de los materiales, tanto de los tapizados, como de los plásticos de los paneles de las puertas, aunque cierto es que no escapa a la media de los productos del Mercosur.

Entre el equipamiento, cuenta con sensor de estacionamiento, cámara de visión trasera, y control de velocidad crucero con la novedad del sistema adaptativo. Hay que reconocer que cuesta acostumbrarse a él y al principio puede no resultar útil. El secreto es entender cómo funciona y cuándo usarlo.

El mejor ejemplo es un trayecto de autopista con tránsito cargado pero fluido. Allí, el sistema se encarga de mantener la velocidad que uno seteó (salvo que detecte un vehículo adelante). Esa distancia se puede acercar o alejar y el vehículo mantiene la velocidad: frena y acelera solo sin necesidad de pisar el acelerador. Solo se desconecta si se acciona el pedal del freno. Muy efectivo cuando logramos confiar en su accionamiento.

El espacio trasero no descolla pero es adecuado para el segmento. Cuenta con salidas de la climatización y un puerto USB. Donde sí encontramos una sorpresa es el baúl, más grande que el T-Cross. Su capacidad de 415 litros es similar a la de varios sedanes, con la ventaja de poder abatir los asientos y ampliar aún más el volumen. Debajo, una rueda de auxilio temporal.

Motor

Aquí radica el segundo secreto del Volkswagen Nivus: su motor tricilíndrico 1.0 Turbo de 116 cv con 200 Nm de torque. Es un cambio rotundo respecto del 1.6 aspirado del T-Cross. Pero solo está asociado a una caja automática Tiptronic de 6 velocidades, al menos por ahora. 

En cuanto a las prestaciones, alcanza una velocidad máxima de 185 km/h, con una aceleración de 0 a 100 en 11 segundos. Son cifras más que lógicas para su potencia, pero realmente la diferencia está en la respuesta y el torque que este pequeño motor transmite frente al 1.6 de 110 CV. También presenta buenas distancias de frenado, ya que cuenta con discos en las cuatro ruedas. El consumo también es para destacar: ronda los 11 km/l en la ciudad y puede llegar a uno 20 en autopista a 90 km/h constantes. El tanque es de 52 litros.

El funcionamiento del turbo tiene un leve retardo hasta que entre en acción y también requiere cierto acostumbramiento. Por momentos es como que le falta algo de potencia, pero una vez que está en su máxima expresión de fuerza, por encima de las 2.500 rpm, se nota suficiente.

Seguridad

Este ítem también merece destacarse. Cuenta con ABS, 6 airbags, control de estabilidad, frenado autónomo de emergencia, (incluso marcha atrás), el mencionado control de velocidad crucero adaptativo, detector de fatiga, y alerta de presión de neumáticos. Solo le faltaría un control de carril y aviso de punto ciego. 

Precio

El precio de esta versión, la tope de gama, es de 3.374.950 pesos. Pero es sabido, que tal como está ocurriendo desde hace un tiempo, los sobreprecios pueden alcanzar hasta el 15%. Es casi imposible encontrar un valor aunque sea parecido al de lista, al menos en esta versión tope de gama. 

Garantía

La garantía es de 3 años o 100.000 kilómetros.

Nos encantó del Volkswagen Nivus Highline Hero:

  • Diseño 
  • Prestaciones
  • Espacio interior 
  • Equipamiento de seguridad
  • Asistencias para la conducción 

No le perdonamos al Volkswagen Nivus Highline Hero:

  • Algunas terminaciones y texturas del tapizado
  • Respuesta del motor en baja
  • Rueda de auxilio temporal
  • Faltantes de confort
  • Precio

 

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Por Federico Smith

Soy periodista y locutor. Desde 1997, pasé por diversos medios. Actualmente, conduzco de 5 a 6 en Radio Del Plata (AM 1030), y hablo de autos los sábados de 10 a 12 en Radio con Vos (FM 89.9). Soy porteño y un apasionado de los autos en general pero aún más de los clásicos.

Deja una respuesta