Si sos un fanático de los autos, tal como lo somos en Motorweb, seguramente sabrás los cuidados que hay que tener con la pintura del auto. Pero si acaso no estás muy pendiente de ello, bien vale saber que es lo peor que le puede suceder a la pintura de nuestro auto durante el verano, donde el calor, los rayos del sol y las tormentas de granizo son los principales enemigos del brillo y la perfección.

Para evitar que una imperfección leve o casi imperceptible se convierta en un daño grave, lo conveniente siempre es examinar los desperfectos de la pintura con cuidado, y elegir profesionales en carrocería y pintura que garanticen excelentes resultados en la reparación. ¿Pero qué debemos evitar para tener problemas?

Aquí Glasurit, la marca de repinturas automotrices de BASF, te acerca un repaso con los principales tips para cuidar la pintura del auto, incluso en vacaciones.

¿Qué debemos evitar?

Como principal medida, la sal de mar es uno de los principales actores dañinos de la pintura y la chapa del auto. La costa argentina será uno de los destinos más elegidos este año, y en zonas cercanas al mar, la concentración de sal puede iniciar un proceso de corrosión. A pesar que los autos actuales cuentan con un proceso de cataforesis, no siempre es del todo efectiva.

Esto es aún más importante en las camionetas, que pueden acceder a lugares cercanos, o mismo tener contacto con el agua de mar. Lo conveniente ess, al regresar de las vacaciones, realizar un lavado del chasis, para sacar principalmente el salitre que pudo quedar alojado, principalmente dentro de los pasaruedas. 

Sol, polvo y lluvia ácida

El polvo es uno de los peores enemigos de la pintura del vehículo. Si durante las vacaciones no disponés con un chorro de agua lo suficientemente caudaloso, ni paños apropiados para realizar un lavado casero, la mejor solución será dejar el auto con la tierra acumulada durante las vacaciones, y limpiar principalmente vidrios y ópticas para garantizar la seguridad. 

La fricción del polvo puede causar daños físicos como “arañazos” o incluso reacciones químicas, como marcas o manchas en la pintura. 

Los principales errores del lavado

Los rayos UV pueden causar daños químicamente irreversibles. La radiación puede causar deterioros en la molécula, causando agrietamiento del barniz, o incluso la delaminación de la pintura, con fotooxidación o decoloración del vehículo.

Recordá que si lavás el auto, siempre debe ser a la sombra, o mismo en un horario donde el sol no esté demasiado fuerte. Pulir o aplicar cera sin lavar la superficie, utilizar agua caliente y esponjas abrasivas, o usar los mismos productos con los que limpiamos la casa o la ropa, pueden decolorar y manchar la superficie. 

 

Por Rene Villegas

Periodista. Fanático de los autos en general y el automovilismo desde que tengo recuerdos. Fui colaborador en la revista Auto Plus, y también en Revista Parabrisas.

Deja una respuesta