La Agencia Nacional de Seguridad Vial (ANSV) ya está habilitada para pedir la reevaluación de licencias por «conducción temeraria». Se trata de personas que, entre otras características, manejan vehículos con desprecio por la vida ajena aunque no provoquen lesiones o muertes. Entre las causales figuran: aceleraciones bruscas en zonas peatonales, picadas repentinas, maniobras negligentes, y circular a contramano o bajo los efectos de alcohol o drogas.

La disposición ya fue publicada en el Boletín Oficial y faculta a la ANSV cuando se demuestre que un automovilista tuvo algún tipo de conducción temeraria. El organismo dependiente del Ministerio de Transporte puede solicitar a la jurisdicción la suspensión transitoria de su Licencia Nacional de Conducir.

Según se informó, desde ahora se trabajará junto con las jurisdicciones para evitar situaciones de peligro en las calles y rutas de todo el país. También podrá pedir que esa persona se someta a un nuevo examen psicofísico a los fines de determinar su aptitud actual para conducir. Todo dentro del plazo de cinco días hábiles.

Si el conductor no aprueba o no realiza el nuevo examen psicofísico exigido, la autoridad expedidora podrá mantener la suspensión transitoria de su licencia hasta tanto sea favorable. A su vez, en aquellos casos en que lo aprueben, podrá proceder a levantar la medida de suspensión transitoria.

«Manejar no es un derecho, es una responsabilidad. No podemos aceptar que personas que sean imprudentes al volante pongan en riesgo su propia vida y la de los demás. Estamos tomando todas las medidas necesarias para evitar siniestros viales», expresó Pablo Martinez Carignano, director ejecutivo de la ANSV. 

Federico Smith

Por Federico Smith

Periodista y Locutor, desde 1997 pasé por diversos medios gráficos y audiovisuales. Actualmente, hablo del sector automotor en Radio 10, Radio Del Plata y Motorweb. Soy porteño y un apasionado de los autos en general pero aún más de los clásicos.

Deja una respuesta