Prueba: Toyota 1.5 Yaris S

Toyota renovó su modelo Yaris para el Mercosur y lo probamos durante una semana para contarte que nos encantó y qué le queda aún en deuda. Mirá el video:

Cuando el anterior Yaris llego a la Argentina, venía importado desde Tailandia y con una estética general cuestionable, al menos al gusto local. Lo probamos en Marzo de 2017 (ver nota) y nos dejaba una muy buena impresión, considerando el segmento al que apunta

Ahora, con un profundo restyling, el mismo auto llega importado desde Brasil, con una gama amplia, que incluye carrocería hatchback de 5 puertas (como la probada), y un sedan tricuerpo. La motorización es una sola, el conocido 1.5 litros de 4 cilindros y 105 cv que equipa al pequeño Etios, y con opción de caja manual de 6 marchas o una automática CVT que emula 7 cambios. A diferencia del anterior Yaris, el nuevo se articula en una variada gama, con X niveles de equipamiento, que se combinan con las variables de carrocerías y transmisiones.

La estética del auto retoma elementos ya clásicos en los productos de la marca en la Region, principalmente del Corolla. Basicamente el trabajo de rediseño es lo que se conoce como un «re-Skin» o «re-Skinning», que no es otra cosa mas que un cambio de piel.

Basicamente se toma un auto y se le cambia toda la capa exterior de chapa, las llamadas «partes blandas» que son las realizadas en plasticos como todos los faros y los paragolpes. Es decir, el caso del auto se mantiene en lineas generales, pero se trabaja profundamente en darle otra imagen al vehículo. Es una operacion muy comun en la industria, cuando no se adopta una plataforma nueva.

El trabajo es muy bueno si comparamos el primer con el segundo Yaris que arribaron a Argentina, y solo vemos rasgos de diseño forzados en ela punta de la trompa y en el tercer pilar, o pilar C cuando apreciamos la vista lateral.

La versión probada es la mas cara de la gama. La «S» a secas, que tiene cierto aire deportivo, con detalles de carrocería en color rojo ( una linea en el labio inferior del spoiler delantero, en los retrovisores y en el adorno sobre la patente trasera), además de las llantas diamantadas y un equipamiento que solo trae esta version: el techo corredizo y pivotante de vidrio.

Toyota realmente puso toda la carne al asador con el Yaris brasileño. No escatimó nada en términos de equipamiento y lo mas satisfactorio es que empezó por el rubro Seguridad, que es justo el que las otras automotrices suelen descuidar, mientras configuran pantallas táctiles enormes, luces de led, llantas grandes y demás espejitos de colores. Bien por Toyota!

Es que no es tan facil encontrar un modelo del segmento B que ofrezca hasta 7 airbags y control de estabilidad de serie. La cantidad de airbags van aumentando a medida que subimos en la gama del Yaris, pero el ESP es común a todos. Toyota ya puede lucirse diciendo que vende absolutamente todos sus modelos con control de estabilidad de serie, y eso no dejaremos de aplaudirlo, porque significa que cuando hay bajada de linea de la dirigencia de una empresa sobre esto, se puede. Nada de excusas. Incluso el Etios, que tambien viene de Brasil, ofrece el ESP como estandard en Argentina, mientras que en su pais de origen no lo equipa aun.

El motor del Yaris, el único disponible, es el mismo del Etios. Un cuatro cilindros de 16 válvulas, 1.5 litros de cilindrada y Dual-VVT-i, que desarrolla una potencia maxima de 107 cv a 6.000 rpm y el todo el torque de 140 Nm a las 4.200 vueltas. Es un motor con distribución a cadena y doble árbol de levas a la cabeza. La version S trae caja automatica CVT, que es la misma que equipa al Corolla actual, y emula como si tuviera 7 relaciones. Tiene modo manual, y levas al volante para accionar los cambios.

El Yaris con esta caja está hecho para manejar serenamente. Es ideal para la ciudad, o para largos y tranquilos trayectos en Ruta o auopista. Es de funcionamiento suave y muy austero a nivel consumo, con pasajes de marchas que por momentos parecen quedar «colgados» en un rago fijo de RPM. Esto es una constante en este tipo de cajas CVT -algunas marcas lo manejan de mejor manera que otras- porque son transmisiones que buscan siempre el mejor par-motor.

En el habitáculo también hubo mejoras respecto al Yaris anterior. Nueva plancha, nuevo cuadro de instrumentos con una computadora de abordo muy completa, climatizador automático (de una vía), tapizados de eco-cuero con costuras rojas en ésta version S, equipo de info-entretenimiento actualizado, y como ya te dijimos una notable dotación de seguridad.

Si bien el equipo de info entretenimiento mejoró bastante respeto al modelo anterior, parecería que Toyota no domina del todo el rubro de las interfases graficas a bordo, ya que resulta un apartado que en todos los modelos es medio flojo. Sigue siendo algo confuso, y si bien es mas ágil, y con aplicaciones propias, sigue debiendo el navegador GPS, y la integracion con Apple Car Play y Android Auto.

Tiene si otros equipamientos de confort y conveniencia como el acceso sin llave y el arranque por botón, cámara de marcha atrás, volante multifunción, control de velocidad crucero, sensor de lluvia, apoyabrazos central delantero y trasero, los cuatro levantavidrios con sistema one-touch, espejo retrovisor central antiencandilante automatico, climatizador automatico de una vía, entre lo mas destacable.

Entre las deudas de equipamiento, quedan los sensores de estacionamiento delanteros y traseros, y aunque la marca asegure que con la cámara de retroceso basta, para mi son elementos complementarios y no substitutos. La columna de direccion se regula en altura, sin posibilidad de regular en profundidad.

El habitáculo es cómodo y parece mejor terminado que el Yaris anterior, con encastres mas cuidados, pese a que todos los plásticos son rígidos. Parecería que ya no hay posibilidades de plasticos inyectados en ningún modelo del segmento B mercosur.

Punto recontra positivo para el piso posterior plano, que le permite a un pasajero central poner los pies como corresponde sin tener que esquivar el tunel central. El «mueble» del apoyabrazos central delantero roba un poco de espacio, pero el beneficio del piso plano es innegable.

El baúl se presenta prolijo, bien terminado, con la rueda de auxilio adentro, bajo la alfombra del piso. La capacidad de carga bajó apenas, de 326 quedó ahora en 310 litros, pero con la ventaja de haber incorporado una rueda de auxilio de tamaño identico al de las otras cuatro, aunque son llanta de chapa en lugar de las de aleación diamantadas en 15 pulgadas.

Otra virtud que vale resaltar es la garantía que comenzó a ofrecer Toyota justamente desde el lanzamiento del Yaris: Si en su momento la marca fue pionera del formato «3 años o 100.000 km», hoy pasaron al «5 años o 150.000 km», toda una novedad en un producto de fabricacion regional. Queda claro que Toyota juega fuerte en el tema postventa y cuidado de sus clientes, y que ello es -sin dudas- un gran argumento de marketing que beneficia a ambas partes, marca y cliente.

El Toyota Yaris 5 puertas arranca su gama de precios desde 692.800 Pesos, y trepa hasta los 950.100 Pesos para la versión aquí probada. Es un precio elevado, pero su nivel de equipamiento es sobresaliente. El valor de marca de Toyota ya lo conocemos todos, asi que solo queda pensar en probarlo y ver si realmente te lo llevás a casa.

Qué nos encantó del Toyota Yaris 1.5 S (CVT):

  • Nivel de equipamiento de seguridad
  • Equipamiento de confort
  • Rediseño logrado
  • Andar suave y sereno
  • Consumo contenido
  • Calidad general
  • Garantia superior

Qué no le perdonamos al Toyota Yaris 1.5 S (CVT):

  • Prestaciones modestas
  • Caja CVT algo lenta y patinadora
  • Sin sensores de estacionamiento
  • No ofrece Apple Car Play / Android Auto
  • Precio elevado

Christian Kleinberg

Christian Kleinberg

Periodista y Arquitecto, escribo en Motorweb Argentina desde el 2009, año en que cree este sitio. Me fascinan los autos y todas sus derivaciones con 2, 4 o 6 ruedas. Soy de Buenos Aires, pero tambien viví en otros lugares del planeta. Entusiasta de los viajes, de los autitos en escala, de los clásicos y del buen diseño.

Añadir Comentario

Presione aqui para dejar un comentario