Italia: Visitamos el Museo Storico de Alfa Romeo

ESPECIAL DESDE ARESE (ITALIA) – Viajamos a conocer el museo de la marca italiana, inaugurado en 2015 en coincidencia con el lanzamiento mndial del Giulia. Uno de los legados más fuertes de la epoca de Marchionne, quien llevara con determinación las riendas de FCA hasta su temprana muerte en 2018.

Este nuevo museo, se presenta impactante, y retoma el sitio que ocupara el viejo museo de la marca a un costado de la fabrica de Arese, a las afueras de Milán. Inaugurado en 1976 y abierto para visitas solamente con reservación previa, tras el cierre de la planta de producción y la consiguiente pérdida de la función de Dirección del Centro, el museo cerró sus puertas definitivamente en 2011.

En el marco del plan de relanzamiento global de Alfa Romeo, el Museo de Arese – un lugar simbólico en la historia de la empresa – fue escogido como eje del renacimiento de la marca: no es una casualidad que volvió a abrir sus puertas al público precisamente el 24 de junio de 2015, en ocasión del preestreno mundial del nuevo Alfa Romeo Giulia.

Su nombre completo es “La Macchina del tempo, Museo Storico Alfa Romeo” y hospeda las piezas más significativas de la colección histórica de Alfa Romeo y es el núcleo de un verdadero brand center, con un Centro de Documentación, una pista de pruebas para desfiles de autos históricos, espacios para eventos y cafetería, tienda de merchandising y un showroom de ventas con zona de entrega.

El edificio del Museo está caracterizado por una marquesina roja que atraviesa toda la estructura y traza el recorrido desde el estacionamiento hasta el Museo: una cinta roja que conduce a los visitantes hasta el principio del itinerario del museo que se abre con el nuevo volumen de la escalera mecánica.

Este último elemento, que está bien visible desde la autopista con su color “rojo Alfa”, es el símbolo del renacimiento del Museo: un rasgo moderno, engastado en la arquitectura de los años 70, que resuelve la relación necesaria entre la historia y lo contemporáneo.

En el centro del museo, en el ojo de una escalera que recorre los varios niveles, hay una instalación artistica suspendida en el vacío que destaca verticalmente los rasgos identitarios que pertenecen al ADN de Alfa Romeo, representado por una sugestiva instalación luminosa con luces, palabras y marcas de estilo que se activan en un espectáculo animado por un movimiento helicoidal descendiente que simboliza la continuidad estilística y la coherencia tecnológica a lo largo del tiempo.

El itinerario incluye los 69 modelos que han marcado mayormente no sólo la evolución de la marca, sino también la historia de automóviles en general. Desde el primer vehículo A.L.F.A., el 24 HP, hasta los legendarios ganadores de las Mille Miglia, como la 6C 1750 Gran Sport de Tazio Nuvolari; de las 8C con carrocería Touring a la “Alfetta 159”, campeón del Mundo de Fórmula 1 con Juan Manuel Fangio; desde la Giulietta, vehículo icónico de los años 50, hasta la 33 TT 12.

La esencia de la marca está articulada en tres principios, que se verifican como tres hilos conductores de exposición: «Timeline», que representa la continuidad temporal de la industria en un nivel; «Bellezza», que une estilo y diseño, sin dudas uno de los pilares Alfa Romeo en otro nivel, y «Velocità», la síntesis de tecnología y ligereza manifestada en la historia deportiva de la marca con su propia planta.

La area Timeline ocupa toda la primera planta, una selección de los 19 vehículos más representativos de la evolución de Alfa Romeo, cada uno acompañado por un panel informativo multimedia. La exposición queda completada por una “memoria interactiva”, una posición smart-tech desde la cual los visitantes pueden acceder a un sistema interactivo que explica más en detalle la historia de cada modelo.

La instalación “Quelli dell’Alfa Romeo” (Los de Alfa Romeo) cuenta cómo, en más de 100 años, pudo nacer una leyenda gracias al trabajo de miles de hombres que contribuyeron al crecimiento de esta empresa: desde los obreros hasta los mecánicos, desde los testers hasta los diseñadores, desde los ingenieros hasta los empleados administrativos.

La segunda parte del itinerario es la Bellezza, a la cual está dedicado toda la planta “cero” con diferentes áreas temáticas. La instalación está concebida con líneas dinámicas y fluidas que recuerdan la huella de los grandes diseñadores de carrocerías italianos: desde “I maestri dello stile” (Los maestros del estilo), que une los 9 grandes ejemplos de diseño de cada época, a “La scuola italiana” (La escuela italiana), donde están expuestos los vehículos producidos en los años 30 y 40 por la carrocería Touring con la marca Superleggera.

En el centro del recorrido está “Alfa Romeo nel cinema” (Alfa Romeo en el cine). Luego, “Il Fenomeno Giulietta” (El Fenómeno Giulietta) y “Giulia: disegnata dal vento” (Giulia: diseñada por el viento), con los modelos que acompañaron el crecimiento económico y el desarrollo del gusto en la Italia de los años 50 y 60.

La tercera parte está dedicada a la Velocità y ocupa todo el subsuelo. Esta es la zona más emocional, donde el apasionado puede encontrar los protagonistas de las grandes victorias deportivas de Alfa Romeo.

Desde “Nasce la leggenda” (Nace la leyenda), un espectacular espacio multimedia que presenta los intérpretes de las épicas carreras entre las dos guerras, hasta el debut en la F1, y luego el “Progetto 33” y “Le corse nel DNA” (Carreras en el ADN). De allí se pasa al “Templo de victorias”, otro espacio en el que un espectáculo de imágenes, sonidos y películas presenta los triunfos más importantes de la historia de Alfa.

El viaje a través del mito se concluye con un final lúdico y espectacular: las “burbujas emocionales” dedicadas a la experiencia del mundo Alfa Romeo, con una sala-cine en la que el visitante, sentado en sillones interactivos, puede asistir a la proyección en 4D de películas dedicadas a los legendarios éxitos de Alfa Romeo.

INFORMACION PRACTICA: El Museo Alfa Romeo se puede visitar todos los dias de 10 a 18 horas, a excepción del martes que esta cerrado. Queda a 15 kilometros del centro de Milán y se puede llegar en tren o con la linea M1 del subterraneo hasta la estacion RHO-Fiera. Desde allí, hay que tomar la linea de buses 561 Airpullman, con destino a Arese. La parada está justo frente al museo. Los boletos para el bus se compran en las maquinas expendedoras en la misma estacion de RHO-Fiera. Para mas información, visitá la pagina del Museo Alfa Romeo.



Christian Kleinberg

Christian Kleinberg

Periodista y Arquitecto, escribo en Motorweb Argentina desde el 2009, año en que cree este sitio. Me fascinan los autos y todas sus derivaciones con 2, 4 o 6 ruedas. Soy de Buenos Aires, pero tambien viví en otros lugares del planeta. Entusiasta de los viajes, de los autitos en escala, de los clásicos y del buen diseño.

Añadir Comentario

Presione aqui para dejar un comentario